[company_name_branding] mujer con un tenedor en la mano

¿Qué alimentos puedo comer con ortodoncia?

Cuando llevamos aparato, comer ciertos alimentos se convierte en un reto, sobre todo durante los primeros días. Se nos suele aconsejar no pegar mordiscos bruscos a alimentos como frutas o bocadillos, y evitar frutos secos duros como los kikos de maíz o las pipas. Pero, realmente, ¿Con cuáles alimentos tenemos que tener cuidado a la hora de llevar una ortodoncia? ¿Cuáles no podemos comer?


Frutas.

Siempre que comas una fruta dura (véase manzana o pera), deberás cortarla con un cuchillo, nada de masticarla directamente. Además el consejo es utilizar principalmente las muelas, nada de usar los dientes delanteros. Cuando comas frutas blandas (fresas o plátano), no tendrás de qué preocuparte, podrás comerlos con facilidad, aunque se sigue recomendando utilizar los molares. Respecto a las frutas ácidas… ¡Cuidado! Dañan el esmalte, no abuses de naranjas y limones.

Verduras.

En este caso es más sencillo, sólo has de evitar los vegetales crudos. Es decir, no te comas una zanahoria a bocados. Cuécelas o trocéalas para no estropear tu ortodoncia.

Legumbres.

Normalmente nos las comemos cocidas y en platos de cuchara, por lo que no presentan mucha dificultad. No obstante, hemos de tener cuidado con el pan. Nada de comer bocadillos, el consejo es partirlos con la mano a trocitos o incluso comer sólo pan de molde. Con los cereales, ve despacio, pueden quedar enganchados y crear caries.

Quesos.

Evita los quesos muy curados (son bastante duros) y los de pasta (se pegan mucho a los aparatos).

Carnes y pescados.

Evita los embutidos fibrosos (fuet, jamón serrano… etc), y si los comes hazlo en trocitos muy pequeños y siempre masticando con los molares. Lo más aconsejable es que elijas carnes magras sin hueso y cortes tiernos.

En cuanto al pescado, no supone mucho problema. Eso sí, ¡Cuidado con las espinas!

Frutos secos y/ semillas.

Su dureza y su tamaño los hacen desaconsejables si tienes tratamiento de ortodoncia, ya que ésta se puede fracturar.

Dulces.

Totalmente desaconsejados, tanto porque pueden entorpecer nuestro tratamiento (los dulces duros pueden dañar la ortodoncia, y los blandos pegarse en ella), como por la formación de caries.

0 0
Feed